Henry Spencer Martes, 26 agosto 2014

Giovanni Ciccia y un chibolo de 25 años con una cámara

giovanni

Hace 7 años yo era un chico con una cámara y una laptop

Quería hacer un videoblog, pero, la verdad conocía a muy pocas personas con las que pudiese grabar.

Por eso empecé a grabar a mis amigos, o la gente que frecuentaba por esa época: el Chino Hamann, el gran Leo Bacteria (a quien extrañamos como mierda), Adri Vainilla, hasta mi abuela, que cocinaba cosas muy ricas para la cámara y nunca entendía cómo lo que grabábamos en su sala se veía en todo el mundo (“¿y cómo haces para pasar la cinta a la computadora, enano?”, me preguntaba).

Un día conocí a Giovanni, y Giovanni me hizo conocer un montón de gente.

Fue él quien, sin querer, me dio la confianza y las alas para grabar, visitar, conocer a todos sus compañeros y colegas actores.

-“¿Y con quién más quieres grabar?”, me preguntó.

-“No sé. Pensaba contactar a Sergio Galliani, Melania Urbina, Vanessa Saba. ¿Tú les puedes decir?”

Giovanni no solo me puso en contacto con todos, sino que cada vez que llamaba a alguien -nervioso y preocupado yo. “Nadie sabe qué es un blog”, pensaba- el actor o la actriz me respondía con un entusiasta “sí, Giovanni me contó” o “sí, vi a Giovanni en tu blog” y todo de pronto se hacía más relajado y bonito.

Recuerdo de esos primeros episodios, primeros meses 2007, babear internamente mientras grababa con personajes famosos, no solo por fan (ya, sí, un poquito. Era alucinante, de pronto, tener a mi alcance a tantos personajes que había visto en tele durante toda mi vida) sino porque, igualito que en la película “Casi famosos”, había una sensación de “It´s all happening” (“Todo está sucediendo, haciéndose realidad”) en el ambiente y sentía una alegría y entusiasmo que no puedo describir con palabras, pero que me motivaba a grabar y grabar y grabar cada día más.

A mediados de ese año, en una gira de Chabelos por provincias -donde yo estaba encargado de documentar todo en video- aprendí, de Giovanni y también de Sergio, una de las lecciones más importantes de mi vida: atender a la gente con el mismo cariño y dedicación con la que se te acercan a ti para un autógrafo, una foto, una conversa.

Recuerdo pensar, chibolo de 25 años, “si algún día este blog me hace conocido o popular, esta es la manera correcta de tratar a las personas”.

Y lo más loco es que todas estas revelaciones aparecían mientras veía a Giovanni cantar en Chabelos utilizando un gorro con una gran pichula colgante.

Mira el episodio 009 de #LaHabitacion007 con Giovanni Ciccia:

Secured By miniOrange